Sintomático: Rajoy no suscita ningún interés de audiencia

Los espectadores no quieren a Mariano Rajoy. Si hace dos semanas la audiencia respaldaba el debate entre Albert Rivera y Pablo Iglesias y daba récord al programa Salvados, la entrevista del presidente del Gobierno anoche en TVE ha sido la menos seguida de todas las que ha concedido en televisión: 2.230.000 espectadores, un 11,5% de cuota de pantalla.

El formato en sí ha sido un insulto a Tengo una pregunta para usted. Aquel formato que brilló durante la edad dorada de TVE era un verdadero cuestionario ciudadano. No esto. No esta entrevista. No este traje a medida para un presidente que no se quiere ver las caras con el pueblo. No este encuentro, una vez más, a través de preguntas pactadas y sin opción a las repreguntas, algo necesario para el entendimiento.

Anuncios